uncategorized

El precio que paga la Premier para poder volver

07/02/2020

Pep Guardiola, en un partido de esta temporada.

La liga inglesase reanuda este miércoles sacrificando algunos de sus rasgos más tradicionales: sin ‘blackout’ y con partidos en abierto

Hace apenas una semana, la consultora Deloitte hacía público su ya clásico informe anual sobre las finanzas de la Premier League. Una de sus conclusiones más llamativas era que los clubes ingleses iban a dejar de ingresar alrededor de mil millones de libras debido a la crisis provocada por la pandemia, alrededor de un 20% de sus ingresos previstos totales. Un varapalo tremendo para una liga en la que hace mucho que el romanticismo dejó paso a la mercantilización del fútbol. Los dueños, en su mayoría, lo son para obtener importantes beneficios económicos -o de imagen, como ocurre con el City-. En caso contrario, huirán de la Premier. El propietario del Newcastle, sin ir más lejos, ya ha puesto en venta el club. Y no será el único en hacerlo.

El regreso este miércoles de la Premier League, en fin, era una necesidad innegociable para mantener vivo un modelo de negocio basado en la venta centralizada de los derechos televisión. Una estrategia que arrancó en 1992 y que ha convertido a la inglesa en la liga más poderosa del mundo a partir de dos principios: ningún partido en televisión en abierto y un blackout o apagón el sábado a mediodía, franja la que se disputan cuatro encuentros que no se emiten en directo en Reino Unido. Una forma de incentivar la presencia de público en los estadios y de hacer más exclusivo todavía el producto Premier League.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *